E-commerce, sector financiero, aerolíneas y gobiernos: los frentes más vulnerables en ciberseguridad latinoamericana | Corresponsables.com Chile
ISO 26000:
 Gobernanza
Grupos de interés:
 Grandes empresas,  Administraciones y Empresas Públicas
Sectores:
 Financiero,  Informática y Tecnología,  Transporte y Logística

E-commerce, sector financiero, aerolíneas y gobiernos: los frentes más vulnerables en ciberseguridad latinoamericana



El reporte del Estado del Internet del 3er Trimestre de Akamai, representada por Exceda, informó que Latinoamérica no dispone con medidas de protección ante ataques del tipo malware y phishing, que afectan a sectores con mayor actividad y servicios en Internet. Recomiendan fortalecer la seguridad perimetral mediante filtros de navegación y una estrategia de optimización de recursos de Seguridad conocida como “Zero Trust”.
05-12-2018
Escucha esta página utilizando ReadSpeaker



Según el Informe del Estado del Internet de Akamai, marca representada en Latinoamérica por Exceda, con una red de más de 235 mil servidores en 145 países, los sectores más vulnerables en ciberseguridad en Latinoamérica son: e-Commerce, sector Financiero, Aerolíneas y Gobiernos.
 
Exceda, reconocido en Chile como socio tecnológico de la Cámara de Comercio de Santiago en sus eventos Cyberday y Cybermonday desde 2010, asegura que en el mercado nacional, el énfasis en seguridad está los Servicios Financieros. “Si bien han disminuido los ataques volumétricos en los últimos dos años, sí existe una tendencia a hacer ataques más complejos e inteligentes, intentando robar datos críticos de ciertos negocios y encriptados de clientes, exponiendo la confiabilidad de las marcas”, precisó Rodolfo Labarca, country manager de Exceda Chile. El especialista recomienda fortalecer la seguridad perimetral mediante filtros de navegación y una estrategia de optimización de recursos de Seguridad conocida como “ Zero Trust”.
 
En opinión de Henrique Macuco, Director del Cono Sur de Akamai Latinoamérica, “Las verticales de la región Latinoamericana que necesitan hacer inversiones en seguridad son E-Commerce, sector Financiero, Aerolíneas y Gobierno, dado que son sectores que han elevado el número de servicios anclados en Internet y éstos no están protegidos frente a ataques volumétricos y de capa aplicativa”. Añadió que, en términos generales, el mercado latinoamericano presenta fallas en las protecciones para Phishing y Malware.
 
A nivel de usuario, las redes sociales como Reddit, Instagram, Snapchat, Timehop presentaron una firme tendencia al abuso de autenticación, mientras que los eventos deportivos, como fue el Mundial del Fútbol, registraron más de 15 millones de intentos de ataques en menos de un mes.
 
El Informe también destaca que tan solo la Plataforma Akamai Intelligence Edge, detectó más de 8300 millones de intentos maliciosos de inicio de sesión entre mayo y junio de 2018, siendo la Banca el sector más expuesto. Las botnets de relleno de credenciales son cada vez más inteligentes y más fáciles de adquirir, y los atacantes las usan de formas más sofisticadas para impulsar los intentos de robo de cuentas bancarias..

GEOLOCALIZACIÓN DE ATAQUES

Estados Unidos se mantiene como origen y destino de la mayor parte de los intentos maliciosos, y aunque le siguen los países con mayor concentración poblacional considerando el factor Internet de las Cosas, hay casos excepcionales como Brasil y Países Bajos, ambos con significativas tasas de ataques originados.
 
El sector hoteles, sitios de viajes, aerolíneas y cruceros ha sido la principal víctima de estos ataques, estimándose que el 40% del tráfico de este perfil de sitios corresponde a navegadores falsos.
En el mismo sentido, Rusia y China son responsables de cerca de 1.5 veces la cantidad de ataques provenientes de Estados Unidos, al igual que destaca el caso de Indonesia.
 
Las proyecciones del reporte indican que hacia fines de este año, es posible detectar ataques DDoS más destructivos, ello debido al creciente y expansivo nivel de conectividad en todo el mundo. Se estima que estaremos habilitados para conectarnos a una velocidad 5G en el Everest en solo pocos años, al igual que crecerá el número de dispositivos conectados, creando nuevos riesgos y desafíos.